7 de enero de 2016

Utilizamos cookies analíticas propias, que nos informan sobre sus hábitos de navegación para mejorar la calidad de nuestros servicios y la experiencia de navegación. Si continúa navegando entenderemos que consiente en la instalación y uso. Para más información, visite nuestra política de cookies.

Finanzas domésticas, mes a mes

Off topic. Recomendaciones para disfrutar del tiempo libre

Una buena planificación de las finanzas y de las inversiones nos ayuda a gestionar de forma más eficaz nuestra economía familiar. Deutsche Bank ha elaborado un calendario financiero en el que propone una serie de acciones para cada estación del año y cada mes, encaminadas a afrontar los momentos clave (vacaciones, declaración de la renta, vuelta al cole…) y obtener el máximo rendimiento de los productos financieros. 

ENERO: planifica

Es el momento de acercarte al banco y plantear las inversiones del año. En enero los servicios de estudios de las entidades financieras han publicado sus previsiones económicas y de mercado para el ejercicio en curso. Es el momento de ver con tu asesor qué activos son interesantes para el año que se inicia y revisar tu estrategia y objetivos de inversión.

FEBRERO: seguro de vida

El seguro de vida es un producto financiero que cubre la más básica de las necesidades: la de tener la absoluta tranquilidad de que en caso de invalidez o fallecimiento, nosotros o las personas que dependen de nosotros tengan sus necesidades económicas resueltas. Cualquier persona que tenga hijos o personas dependientes a su cargo, o que cuente con un préstamo de gran cuantía, debe tener contratado un seguro de vida. Compara coberturas y precios, y ten en cuenta que contratas un producto a largo plazo, por lo que debes tener la confianza de que la compañía aseguradora te podrá acompañar y responderá durante muchos años.

MARZO: revisa tu cartera de inversiones

En marzo, la mayor parte de las casas de análisis ya han publicado sus previsiones para los próximos meses y las compañías han presentado sus resultados. Analiza junto con tu asesor si debes reordenar la cartera de cara al segundo trimestre, siempre de acuerdo a tu perfil de riesgo.

Un instrumento de ahorro básico, casi una “commodity” en toda cartera, es el fondo de inversión. A sus claras ventajas de fiscalidad diferida, diversificación, liquidez y trasparencia, se une una amplísima gama de opciones que encajan con todos los objetivos de inversión y perfiles de riesgo. Como no existe una gestora de fondos de inversión que sea excelente en todas las categorías ni para todos los mercados, asegúrate que de que tu entidad ofrece tanto productos propios como de terceros. Existe una gran variedad de fondos internacionales que permiten aprovechar cualquier coyuntura de mercado y cualquier inversor debería tener acceso a ellos.

ABRIL: estudia las condiciones de tus seguros de hogar, auto y salud

Parece pronto, pero las vacaciones de verano están a la vuelta de la esquina. Es buen momento para estudiar si tenemos que contratar un seguro de auto, hogar o salud de cara a las vacaciones. De este modo, tendremos la seguridad de que en caso de accidente de coche, robos en la vivienda, enfermedad en el extranjero, etc. estaremos cubiertos. Más vale prevenir que curar. En caso de que queramos cambiar de seguro, debemos tener en cuenta que todos los contratos de seguros contemplan un preaviso de anulación de dos meses antes de la renovación anual.

MAYO: declaración de la renta

Existe la posibilidad de financiar el importe en caso de que la declaración sea a pagar o de recibir por adelantado la cantidad cuando la declaración es a devolver. Este tipo de préstamos son una buena alternativa para evitar deshacer inversiones o para obtener el dinero por adelantado en caso de que queramos aprovechar una oportunidad de inversión o adelantar algún proyecto.

JUNIO: si Hacienda te devuelve, invierte o amortiza

En caso de devolución por parte de Hacienda, revisa si existe alguna oportunidad de inversión que puedas aprovechar. También puedes reservar este importe para tu plan de pensiones, lo que repercutirá en tu declaración de la renta del año en curso. Otra opción es amortizar parte de la hipoteca, lo que resulta fiscalmente rentable, o de un préstamo personal del que quieras bajar la cuota.

Atención: los mercados pueden presentar una alta volatilidad durante los meses de verano. Es recomendable preparar la cartera para las vacaciones, porque durante unas semanas no vas a estar tan pendiente de tus inversiones. Habla con tu asesor para valorar qué movimientos vale la pena hacer para “poner a salvo” tu cartera.

JULIO: estudia las condiciones de tus tarjetas

Antes de viajar, revisa las condiciones y límites de las tarjetas (débito, crédito, revolving…), la operativa nacional e internacional que te ofrecen, sus ventajas y los seguros asociados. Algunas tarjetas tienen infinidad de servicios añadidos y vale la pena aprovecharlos. Son especialmente interesantes los seguros unidos a los viajes, y en base a ello debes decidir con qué tarjeta pagar los gastos de viaje.

Además te sugerimos que pongas a buen recaudo una parte de tus ahorros para afrontar gastos inesperados a la vuelta de vacaciones.

AGOSTO: no gastes más de la cuenta

Nos vamos de vacaciones y las tarjetas se vienen con nosotros. Con ellas pagamos alojamientos, alquileres de coche, souvenirs, ocio y comidas que, en esta época, se multiplican. Controla lo que gastas porque el cambio de hábitos del verano suele ir asociado a un descontrol presupuestario. Antes de poner en marcha tu viaje, haz una previsión de gastos, establece un límite e intenta no excederte.

SEPTIEMBRE: la vuelta al cole

La temida vuelta al cole supone un gasto importante: libros de texto, material escolar, ropa… Las entidades financieras ofrecen diversas fórmulas de financiación para hacer frente a estos gastos.

La vuelta a la rutina es el momento idóneo para revisar de nuevo la distribución de la cartera de inversión que pusiste “a salvo” antes del verano y valorar, junto con el asesor, si es conveniente hacer cambios de cara al último cuatrimestre del año.

OCTUBRE: atención a las campañas de planes de pensiones

El plan de pensiones en un producto básico para el ahorro a largo plazo y la decisión de invertir debe basarse en nuestras necesidades y objetivos de cara a la jubilación. En otoño, las entidades financieras lanzan agresivas campañas de captación y hay que analizar si vale la pena aprovecharlas para contratar un plan de pensiones o realizar nuevas aportaciones. Eso sí: de cara al ahorro acumulado en el momento de la jubilación, resulta decisiva una buena gestión del patrimonio de un plan de pensiones frente a la alegría pasajera de un regalo llamativo.

Ten en cuenta que incluso existen préstamos para realizar aportaciones, cuyo coste queda compensado por las ventajas fiscales que obtendrás.

NOVIEMBRE: prepárate para la Navidad

En unas semanas llega la época navideña, momento de gastos en comidas, regalos y viajes. Planifica cuánto tienes previsto gastar y valora si vas a necesitar financiar o aplazar el pago de tus compras.

No hay mejor financiación que una buena planificación, pero si necesitas aplazar parte de tus gastos, estudia las ofertas de préstamos o tarjetas que para este periodo del año suelen lanzar las entidades financieras.

DICIEMBRE: evalúa tu año

Llega el fin de año y, como en otros planos de nuestra vida, vale la pena evaluar cómo nos ha ido desde el punto de vista financiero: la rentabilidad de nuestras inversiones, el nivel de ahorro conseguido, la situación fiscal, compensar plusvalías y minusvalías, las comisiones que hemos pagado, etc. Realiza una previsión de ingresos y gastos para el año siguiente y marca un objetivo de ahorro mensual. No dejes de realizar este ejercicio.

Disclaimer:La información contenida en este documento no debe considerarse como asesoramiento de inversión y sólo describe las características de productos. Las decisiones de inversión se deben basar en el folleto completo o simplificado de venta. El folleto de venta contiene información detallada de los posibles riesgos. Antes de realizar una inversión consulte con su gestor.

Deutsche Bank, S.A. Española – NIF A-08000614, R.M. Madrid, T.28100, L.0, F.1, S.8,H.M506294, I.2

 

Subscríbete ahora a nuestra newsletter semanal.

¡Suscríbete! Contenidos exclusivos para suscriptores

¿Sobre qué tema te gustaría saber más?

Nuestras redes sociales

twitter    linkedin

Comparte Espacio de Finanzas en tus redes

twitter    facebook    linkedin