26 de noviembre de 2015

Utilizamos cookies analíticas propias, que nos informan sobre sus hábitos de navegación para mejorar la calidad de nuestros servicios y la experiencia de navegación. Si continúa navegando entenderemos que consiente en la instalación y uso. Para más información, visite nuestra política de cookies.

¿Qué es el quantitative easing?

El Quantitative Easing o QE es un término de moda después de la crisis financiera de 2008, especialmente desde que la Reserva Federal de EEUU, la FED, lo haya utilizado masivamente y desde que el Banco Central Europeo, el BCE, también comenzara un programa en marzo de este año.

Pero ¿en qué consiste exactamente el QE? Vamos a analizarlo.

El Banco Central Europeo tiene como objetivo mantener la estabilidad de precios, controlando que la inflación esté justo por debajo del 2%, por lo que de forma indirecta vela por el buen funcionamiento de la economía en general. Cuando el crecimiento económico está en peligro y la inflación baja de su objetivo, el BCE interviene bajando los tipos de interés, lo que llamamos una medida convencional.

Esto permite a los bancos ofrecer préstamos a menor tipo de interés y así estimular el crecimiento económico. Pero ¿qué ocurre si estas medidas no son suficientes? Si los tipos de interés están en niveles muy bajos, el BCE debe utilizar otras estrategias, que llamamos no convencionales. Una de ellas es el Quantitative Easing.

En este caso el BCE emite dinero y compra obligaciones que están en manos de bancos e inversores. Así, inunda el mercado de dinero nuevo, de manera que la banca obtenga liquidez para redistribuirla en forma de préstamos a empresas y particulares, inyectando nuevo capital en la economía. Así, se incentiva el ciclo del consumo y la inversión. Al mismo tiempo, se devalúa el euro, lo que ayuda a aumentar las exportaciones y mejorar la marcha de la economía. Al final de este ciclo, el resultado es que la inflación debería recuperarse.

 

 

Disclaimer: La información contenida en este documento no debe considerarse como asesoramiento de inversión y sólo describe las características de productos. Las decisiones de inversión se deben basar en el folleto completo o simplificado de venta. El folleto de venta contiene información detallada de los posibles riesgos. Antes de realizar una inversión consulte con su gestor.

Secciones financieras

Economía

Todas las noticias

¡Suscríbete! Contenidos exclusivos para suscriptores

¿Sobre qué tema te gustaría saber más?

Nuestras redes sociales

twitter    linkedin

Comparte Espacio de Finanzas en tus redes

twitter    facebook    linkedin