9 de noviembre de 2018

Utilizamos cookies analíticas propias, que nos informan sobre sus hábitos de navegación para mejorar la calidad de nuestros servicios y la experiencia de navegación. Si continúa navegando entenderemos que consiente en la instalación y uso. Para más información, visite nuestra política de cookies.

Black Friday y Ciber Monday: ¿por qué las PYMEs deberían aprovechar estas fechas?

El Viernes Negro ha ido consolidándose en 18 países desde que en Estados Unidos se implantara un día para las compras. En los últimos 5 años, las iniciativas de muchos comercios han impulsado en España el consumo generalizado en este día tan señalado.

Por tanto, el día después del Día de Acción de Gracias -el cuarto viernes de noviembre- muchas empresas publican importantes descuentos en sus productos, marcando el pistoletazo de salida para la campaña navideña. Según Adigital, en 2015 se superaron todas las previsiones de ventas de las grandes superficies, así como del pequeño y mediano comercio.

Por su parte, el Lunes Cibernético o Ciber Monday se consolidó como continuación del Viernes Negro y está dedicado a las compras online de productos tecnológicos en oferta. Muchas PYMEs alargan sus promociones desde el viernes hasta el lunes, coincidiendo del 23 al 26 de noviembre en el presente año.

Black Friday, una oportunidad para el ecommerce

Comprar a través de internet es un hábito cada vez más arraigado entre los consumidores. Se busca la inmediatez, la disponibilidad 24 horas y la comodidad a la hora de comprar productos o contratar servicios. El Ministerio de Industria calcula que un 40% de españoles ya realiza compras online de forma habitual. Hoy millones de personas llevan un dispositivo inteligente encima, se conectan a internet desde cualquier lugar y compran aquello que desean en el momento.

Los últimos tiempos la confianza en el comercio electrónico ha aumentado de forma exponencial. La Confederación Española de Comercio ofrece datos en ese sentido y añade más motivos para explicar el incremento de ventas online que experimentamos en estos momentos: los canales de atención al cliente a través de la red se han multiplicado y ofrecen mayor cercanía al cliente que hace unos pocos años.

El impacto del Black Friday y el Ciber Monday en el ecommerce es importante, ya que muchas empresas lanzan sus campañas prenavideñas para  este momento. Muchos eCommerce han adelantado el acceso a sus descuentos desde las últimas horas del jueves antes del señalado viernes y suelen registrar un tráfico muy superior al habitual. Los picos de ventas y operaciones se materializan el viernes, seguido de una bajada durante el fin de semana; en Ciber Monday hay un nuevo ascenso en el consumo, aunque de momento es bastante inferior al del viernes. 

Fechas esenciales para el comercio minorista

La mediana y pequeña empresa tiene por delante una ocasión excelente que no debería desperdiciar en ningún caso. El Black Friday y el Ciber Monday no solo constituyen una oportunidad para aumentar la facturación de forma inmediata, sino que también ayudarán a captar nuevos clientes que fidelicen con los productos del negocio en el futuro.

El INE (Instituto Nacional de Estadística) registró datos muy positivos durante noviembre del año pasado al estudiar la evolución mensual de las ventas en el comercio minorista. La facturación durante ese mes suele crecer en torno a un 2% con respecto al mes anterior, según el año y la zona.

Así, estas fechas son clave para conocer las necesidades y preferencias de los consumidores. Las redes sociales y el email marketing son plataformas perfectas para lanzar campañas, publicar catálogos de novedades y promocionar productos mientras se recibe el feedback del público.

En este sentido, la logística y la planificación en los comercios de proximidad es fundamental en este breve periodo de rebajas para aumentar las ventas online, especialmente fuertes en el sector tecnológico, textil, automovilístico, infantil y de electrodomésticos. 

¿Cómo competir con los gigantes del comercio electrónico?

Según datos del año pasado, durante el Black Friday y el Ciber Monday la facturación creció, sobre todo, en las grandes superficies, que incrementaron un 4,1% su negocio. Éstas vendieron un 1,5% más, por un 1,1% de las tiendas unilocalizadas y un 0,7% de las pequeñas empresas.

Tan solo el 20% de los minoristas venden sus productos online. Las PYMEs  necesitan asimilar nuevos modelos de negocio, perder el miedo y conocer a fondo las ventajas y formas de estar presente en la red de una manera fiable y segura. Competir en este espacio con las grandes compañías y hacerse un hueco no es una tarea sencilla, pero existen herramientas para lograrlo, por ejemplo, vender directamente por su e-commerce propio o a través de plataformas o marketplaces.

Conocer bien a los clientes potenciales y darles una atención tan personalizada como cercana puede poner a algunos pequeños negocios en una situación ventajosa frente a una gran compañía. 

Si una tienda online está optimizada ofrecerá una buena experiencia de navegación y compra; también posibilitará un servicio de postventa de calidad que revertirá en la fidelización de más clientes a corto y medio plazo. Esta será la mejor forma de transformar el tráfico de la web en ventas. Además, analizar las ventas a través de la página y sacar estadísticas aporta una información muy valiosa a cerca de los destinatarios de próximas campañas.

Conviene asociarse a empresas de logística eficientes para que recojan los productos y los entreguen a las 24 horas. Así mismo, igualar los precios con los grandes eCommerce debe ir acompañado de ofrecer un plus o algo especial. Esto marcará la diferencia para captar la atención de los consumidores.

En definitiva, contar con un programa de ecommerce bien estructurado, acompañado de una buena estrategia de comunicación y ventas será el mejor aliado para los comercios minoristas del futuro aprovechen todas las sinergias que generan el Black Friday y el Ciber Monday.

Disclaimer:
La información suministrada en este documento está basada en criterios objetivos e información fiable, pero no constituye oferta, ni solicitud para comprar o vender productos financieros, quedando la opinión expresada en la fecha de emisión del análisis, sujeta a cambios experimentados por los mercados. Deutsche Bank no se responsabiliza de la toma de decisiones que se fundamenten en esta información.
Fuentes: Adigital, Ministerio de Industria, Confederación Española de Comercio, Instituto Nacional de Estadística y elaboración propia.
Queda prohibida la reproducción, duplicación, redistribución y/o comercialización, total o parcial, de los contenidos de este sitio, ni aun citando las fuentes, salvo con consentimiento previo por escrito de Deutsche Bank S.A.E.
Deutsche Bank, S.A.E.-RM. Madrid, T.28100, L. 0, F.1, S.8, hojaM506294, inscripción 2, - CIF . A-08000614.

Subscríbete ahora a nuestra newsletter semanal.

¡Suscríbete! Contenidos exclusivos para suscriptores

¿Sobre qué tema te gustaría saber más?

Nuestras redes sociales

twitter    linkedin

Comparte Espacio de Finanzas en tus redes

twitter    facebook    linkedin